videoPlayerId=bb5f4bbff

Ad will display in 09 seconds

Un hermoso gato llamado Gus se somete a un interesante ritual de intentar cavar repetidamente en el mostrador sobre el que se encuentra su fuente de agua, antes de permitirse tomar su refrescante y bien merecida agua.

Según su humano, así es como Gus “se prepara para consumirla”.

A Gus también le gusta meterse en cajas que son demasiado pequeñas para él mismo.

videoPlayerId=7aef411c6

Ad will display in 09 seconds

Fuente:  Nothing To Do With Arbroath

Share
Categorías: Animales


Video Destacados

Ad will display in 09 seconds

DESTACADAS Ver más