Esta es la historia de un perro llamado Stanley y es un Airedale Terrier muy ruidoso. Ahora la historia es tal que este perro ama, adora absolutamente a su familia. Así que esta vez su dueña estaba fuera y él la echaba de menos, así que el dueño decidió que tal vez llamarla y pedirle que hablara con él lo animaría. ¡Poco sabía él, que iba a ser de él de quien se iba a hablar!

¡Tan pronto como escucha la voz, comienza una divertidísima sesión de quejas! ¡Se nota que habla de su dueño porque lo está vigilando! Giró la cabeza para ver si su dueño entendía algo de lo que le decía, afortunadamente su dueño no entendió ni una palabra, ¡así que la bola de pelo siguió y siguió hablando!

¡Echa un vistazo a este adorable vídeo de abajo!

videoPlayerId=66504dc7f

Ad will display in 10 seconds

¡¿Has visto eso?! ¡Especialmente su expresión cuando se da la vuelta para ver a su dueño! ¡Simplemente divertido! ¡No olvides compartirlo con tus amigos también!

Share
Categorías: Animales Uncategorized

Video Destacados

Ad will display in 10 seconds

DESTACADAS Ver más