Como si fuera salido de cuentos, este joven de 22 años ejecuta un instrumento antiquísimo con el cual produce un sonido que deja al jurado en un estado de ensueño. 

Efectivamente, Adriano Fernández, ha dejado encantados, pasmados y sorprendidos, al público y a los jueces con su canto de las sirenas.

© Video Screenshot

“O mio Babbino caro”, de Giacomo Puccini, la pieza interpretada por este talentoso joven con un instrumento estilo “serrucho”, se sitúa en un lugar perdido en la historia, y es el dulce canto de una hija a su padre.

Hace cerca de 800 años, en la Edad Media, un día, una hermosa doncella fue donde su padre, y le dijo: “Oh, padre mío, estoy enamorada de un chico y quiero casarme con él por la mañana”. El amado padre le contestó: “Hijita mía, solo tenéis 15 años, regresad a jugar con vuestras muñecas”.

Pero la jovencita, decidida, insistió: “Si no obtengo vuestra aprobación, mañana iré al puente Vecchio y saltaré al río”. El padre, no se conmovió. Así que la muchachita recordó que había una manera de llegar al corazón de su padre, cantar como sirena. Le canta, y obtiene la bendición y el permiso para casarse.

© Video Screenshot

Adriano Fernández, de la misma manera, logra dejar perplejos e hipnotizados a todos los asistente al concurso televisivo. Cuando lo escuches, sabrás por qué:

videoPlayerId=c4e4769e8

Ad will display in 09 seconds

© Video Got Talent Spain

Share
Categorías: Entretenimiento


Video Destacados

Ad will display in 09 seconds

DESTACADAS Ver más